Los tímidos esfuerzos legislativos para que el rodeo sea considerado como maltrato animal

El rodeo hoy es considerado un deporte, obteniendo incluso financiamiento estatal. En este reportaje revisamos cuáles son las iniciativas legislativas que han tenido como objetivo poner fin a esta práctica, cuál es su estado actual y cuál es la posición del actual gobierno.

La semana pasada, el ministro de Agricultura, Esteban Valenzuela, hizo noticia por mostrar de manera pública su apoyo al rodeo: “Hemos recibido a animalistas que tienen sus razones y estamos escuchando para mejorar esas peticiones y la industria lo tiene claro. Pero no comparen el rodeo con el salvajismo de otros deportes, no tienen nada de igual, aquí no se matan a los animales”, zanjó. Todo esto, en el contexto de una actividad organizada por la Asociación de Municipios Rurales (AMUR), la Federación del Rodeo Chileno (Ferochi) y la Municipalidad de Pirque.

Al día siguiente de las declaraciones, el jueves 15 de septiembre, fue publicada una encuesta (Criteria) que indicó que el 63% de las y los chilenos cree que el rodeo debe ser considerado como maltrato animal y un 65% está en desacuerdo con que se considere un deporte. Por otro lado, según el informe, el 75% afirmó que no se sienten identificados con esta práctica como algo típico chileno y un 60% de las y los consultados expresó estar en desacuerdo con el que exista esta actividad.

Finalmente, un 61% de las personas indicó que está muy de acuerdo con que el Estado elimine la entrega de fondos públicos para el financiamiento del rodeo.

Legislación actual y esfuerzos para acabar con el rodeo

Según informa la Biblioteca del Congreso Nacional, fue en 1962 que, a través del Oficio n.º 269 del Consejo Nacional de Deportes y el Comité Olímpico de Chile, se reconoció al rodeo como un deporte, contemplándose jurados, premios, recintos especiales para su desarrollo y reglamentación propia. En 1986, dos años antes del plebiscito que dijo No a Pinochet y 21 años después del oficio, se creó la Federación Nacional de Rodeos y Clubes de Huasos de Chile, institución creada para regular y administrar el rodeo en Chile.

En su legislación relacionada, en 2009 se aprobó la ley n.º 20.380 sobre protección de los animales. En ella se establecen “normas destinadas a conocer, proteger y respetar a los animales, como seres vivos y parte de la naturaleza, con el fin de darles un trato adecuado y evitarles sufrimientos innecesarios” (artículo 1). Sin embargo, en su artículo 16 se menciona: 

“Las normas de esta ley no se aplicarán a los deportes en que participen animales, tales como el rodeo, las corridas de vaca, el movimiento a la rienda y los deportes ecuestres, los que se regirán por sus respectivos reglamentos”.

Ya en 2018 fue presentado un proyecto de ley (boletín 12113-12) que modifica las leyes n.° 20.380, sobre Protección de Animales, y la n.°20.216, que Establece normas en beneficio del circo chileno, para considerar como maltrato animal el rodeo y otras actividades. El texto en ese tiempo fue presentado por las actuales diputadas Karol Cariola (PC), Marisela Santibañez (PC), Claudia Mix (Comunes), Camila Rojas (Comunes), por los diputados Felix Gonzalez (PEV), Diego Ibañez (CS), Vlado Mirosevic (PL) y el actual ministro de Desarrollo Social Giorgio Jackson (RD). 

En concreto, el proyecto de ley, de solo dos artículos, indicaba lo siguiente:

ARTÍCULO PRIMERO: Incorpórense la siguiente modificación a la Ley n.° 20.380, sobre protección animal. 

  1. Eliminase del artículo 5° la palabra: “circos”.
  2. Reemplázase el artículo 16° por el siguiente: “Se considerará maltrato hacia los animales la práctica del rodeo, las corridas de vaca, las jineteadas y cualquiera otra actividad recreativa que constituya una expresión de violencia y crueldad hacia los animales. Asimismo, se considerará maltrato el uso de animales en circos fijos e itinerantes”. 

ARTÍCULO SEGUNDO: Incorpórense la siguiente modificación a la Ley n.° 20.216, que establece normas en beneficio del circo chileno. 

  1. Elimínase del artículo 2° la frase: “animales amaestrados”. 

La tramitación fue tomada por la Comisión de Medio Ambiente y Recursos Naturales, la que rechazó el proyecto de ley con los votos de la derecha. Sin embargo, llama la atención las personas y organizaciones que fueron invitadas por la comisión para dar el debate, invitaciones que son extendidas por parlamentarios y parlamentarias. De un total de 14 personas que expusieron, cinco eran representantes de la Federación de Rodeo Chileno. Participó también la Agrupación de Veterinarios de Animales Mayores del Rodeo Chileno, la Federación Nacional de Rodeo Campesino, Corraleras Chile, la Federación de Criadores de Caballos Chilenos, un jurado de rodeo, el en ese entonces el alcalde de San Esteban, ONG Animal Libre y Celeste Jimenez, abogada animalista. Por lo tanto, del total, solo fueron invitadas dos personas con una visión contraria al rodeo. 

“Oponerse a este proyecto es avalar la comisión de un delito de maltrato animal durante la práctica del rodeo y otras actividades. Asimismo, estimo que el rodeo no es un deporte sino una actividad de diversión humana con animales en el cual el país gastó sobre los 4000 millones de pesos entre los años 2009 y 2014”, explicó la abogada Celeste Jiménez durante su intervención en la comisión. “Estimo que aún cuando no existiese intención de dañar a los animales, igualmente quien practica esta actividad tiene conciencia que ese daño puede ocurrir por lo que cabe considerar su actuación cometida al menos con dolo eventual”, concluyó.

Otros dos proyectos de ley relacionados al rodeo que están a la espera para ser tramitados es el que establece el 17 de septiembre como el Día de la Cantora y del Cantor de Rodeo (boletín 12075-24) y el que declara el 10 de enero de cada año como el día nacional del Rodeo Chileno (boletín 10869-24). Ambos proyectos se encuentran en primer trámite constitucional y no han sido abordados desde 2019. 

Sin propuesta en el programa de gobierno

Durante la última campaña presidencial, en conglomerado del actual presidente Gabriel Boric, Apruebo Dignidad, anunció que el programa de gobierno fue construido a través de un proceso participativo. Llegaron 13.250 propuestas ciudadanas, de las cuales 283 estaban relacionadas con el derecho de los animales, superando en número a las relacionadas con transporte, vivienda y crisis climática.

A pesar de eso, en el programa de gobierno existe solo un punto relacionado al cuidado de los animales, denominado “Bienestar animal”. En el texto se menciona un rediseño del Programa Nacional de Tenencia Responsable de Animales de Compañía, modificación a la  Ley 20.380 sobre Protección de los Animales, además de un pilar educativo importante para el cuidado de los animales. 

Si bien es cierto que uno de los caminos para terminar con el rodeo es la modificación de la Ley 20.380, el proyecto de ley ya existe -se pudo haber propuesto darle urgencia de discusión en el parlamento-. Tampoco hay mención alguna en su programa al fin del rodeo, por lo que no se podría esperar próximos ajustes en esta materia. 

Por otra parte, cabe destacar que en la propuesta de nueva constitución -la que fue rechazada en el plebiscito del pasado 4 de septiembre-, en su artículo 131 se señalaba que “los animales son sujetos de especial protección. El Estado los protegerá, reconociendo su sintiencia y el derecho a vivir una vida libre de maltrato” y que “el Estado y sus órganos promoverán una educación basada en la empatía y en el respeto hacia los animales”.

Solicitud al Comité Olímpico de Chile

Durante la semana pasada, la ONG Animal Libre solicitó al Comité Olímpico de Chile, a través de una carta, rectificar su pronunciamiento de 1962 en el que declaran al rodeo como deporte nacional. Según la organización, el rodeo “consiste básicamente en aterrorizar a un novillo para hacerlo correr y luego ser detenido violentamente con un golpe, para el que se utilizan dos caballos”. En esta misma línea, indican que “la evidencia del maltrato, el estrés, el sangramiento, las lesiones internas, como los golpes del colero para moverlo, han sido documentados por veterinarios y medios de comunicación en forma suficientemente profusa como para seguir ahondando en esta carta”.

“Es una actividad que contempla en sus objetivos o ejecución, maltrato hacia los animales, lo que contraviene directamente la propia esencia deportiva del comité”, concluyen.

Hasta la fecha de publicación de este reportaje, el Comité Olímpico de Chile no se ha pronunciado al respecto.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s